DEL CAUDILLISMO AL PRESIDENCIALISMO

Una vez muerto y derrotado el régimen de Venustiano Carranza, Adolfo de la Huerta asume como presidente provisional para convocar elecciones, donde Álvaro Obregón, líder del Plan de Agua Prieta (con el que se levantó en armas con Carranza), gana las elecciones y se convierte en Presidente de México para el periodo de 1920 a 1924.

 

Durante este periodo, Obregón supo unificar y apaciguar los movimientos rebeldes de obreros y campesinos, además con el tratado de Bucareli en 1923, supo entablar una buena relación con Estados Unidos, protegiendo sus intereses petroleros y reconociendo la deuda externa que se tenía.

 

También en este periodo y con la rectoría de José Vasconcelos, se creó la Secretaria de Educación Publica además de impulsar la cultura nacionalista con el apoyo de artistas y muralistas como David Alfaro Siqueiros, Diego Rivera y José Clemente Orozco

 

Al finalizar el mandato de Obregón, se originó una pugna por el poder con el levantamiento de armas de Adolfo de la Huerta, pero Obregón pudo sofocar el movimiento y ceder el mando presidencial a Plutarco Elías Calles para el periodo de 1924 a 1928.

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!